*

La ciudad de Arica es mucho más que el Morro y sus aceitunas

La ciudad de Arica es mucho más que el Morro y sus aceitunas

Conocimos el Arica profundo, ese que no muestran las guías de turismo y que enamora por su riqueza humana y patrimonial.

26/01/2018 - Autor: Isabel Arrieta

Hace casi dos décadas, tuve la oportunidad de conocer Arica gracias a la gira de estudios. Sin embargo, en la adolescencia una se preocupa más de agarrar un buen bronceado en la playa que de conocer y explorar las maravillas patrimoniales del norte chileno.

Por lo mismo, cuando casi dos décadas después, el editor me ofreció formar parte del Press Trip en la zona, organizado por la Agencia de Gestión y Desarrollo de Contenidos Comunicacionales CoMedia, acepté sin dudar.

Porque Arica, siempre Arica, merece más de una visita, y razones hay por miles: excelente clima, gente amable y acogedora con el turista, playas con aguas de temperatura óptima para el baño, además de una gran cantidad de monumentos históricos, ligados a la cultura Chinchorro, una de las civilizaciones más antiguas del mundo.

Durante dos días, formé parte de un recorrido por cinco puntos fundamentales en la zona: el Centro Histórico, que incluye el Morro de Arica y la Catedral de San Marcos; el Humedal de la Desembocadura del Río Lluta, Santuario de la Naturaleza; el Terminal Asoagro de Arica, donde se venden frutas, verduras y productos típicos de la zona; las Cuevas de Anzota, antiguo hogar de los pescadores prehispánicos; y la Caleta de Camarones, cuna de la cultura milenaria Chinchorro.

Este viaje, promocionado por el Instituto del Patrimonio Turístico de la Universidad Central, el cual es apoyado por Corfo, Sernatur y el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes, es parte de una serie de circuitos que buscan fomentar el turismo a través del conocimiento y re-conocimiento de los atractivos patrimoniales de una zona.

La idea es que chilenos y extranjeros conozcan el infinito valor que tiene la región de Arica y Parinacota, el que va más allá de ser una ciudad fronteriza con Perú.

En la “ciudad de la eterna primavera”, la historia se respira en cada paso y se halla en cada rincón que se visita. Sus habitantes sienten gran orgullo del lugar donde viven y de la herencia multicultural que poseen.

Por esto y mucho más, la capital nortina es un excelente destino para estas vacaciones, y para siempre.

Te mostramos la ruta patrimonial ariqueña

Para que no pierda tiempo en el norte, le armamos un recorrido con los imperdibles de la puerta norte de nuestro país:

morro-de-arica

Váyase a la punta del… Morro

Es la postal de Arica, por lo mismo, si la visita, no puede dejar de subir el Morro. Desde el centro, puede tomar colectivos que lo llevan hasta la punta, donde disfrutará de una completa vista panorámica.

catedral-de-arica

Catedral de San Marcos de Arica

Diseñada por Gustavo Eiffel (el de la Torre), fue encargada por el gobierno peruano a fines del siglo XIX. Originalmente, estaba destinada para Ancón. Como la antigua iglesia de Arica cayó en el terremoto de 1868, Perú decidió que el diseño francés quedara en esta ciudad.

En el Asoagro, lleve de lo bueno

Es como el Mercado de la ciudad. Para llegar, sólo debe tomar micro o colectivo en el centro de Arica, que lo dejan en la entrada del Asoagro.

Las mejores aceitunas

Uno de los productos estrella de la región son las aceitunas, las que se producen en su mayoría en el valle de Azapa.

Gran diversidad de fauna

El Humedal de la Desembocadura del Río Lluta, además de albergar diversas especies de aves, también posee una particular flora y fauna, que asombran a los turistas nacionales y extranjeros.

Porque no todo es historia

Otro de los grandes atractivos de Arica son sus playas con aguas de agradable temperatura y oleaje, que la han convertido en un deseado destino turístico de quienes huyen del estrés y la selva de cemento.

Camarones, cuna de la cultura chinchorro

El poblado de Camarones es uno de los lugares imperdibles de la región, ya que fue en ese lugar donde se hallaron las primeras momias chinchorro, una de las culturas más antiguas a nivel mundial. Puede llegar en auto desde Arica, a través de la Ruta 5 Panamericana Sur. Son cerca de 166 kms.

Cuevas de Anzota: casa de pescadores

Estas cuevas son una formación natural geológica que data del jurásico, y fueron talladas por el agua. Ocupadas por los pescadores chinchorro, fue otro de los primeros hogares de esta milenaria cultura.

cueva-arica

No le tenga miedo a las cuevas

El 2016, se inauguró un paseo costero que facilita el acceso al lugar. Puede llegar desde Arica tomando un colectivo, o a través del arriendo de bicicletas en el centro de la ciudad.

humedal

Humedal de la desembocadura del río Lluta

Santuario Natural de la zona, son alrededor de 30 hectáreas protegidas que albergan más de 165 especies registradas de aves. Se encuentra a 9 kms. desde el centro de la ciudad, yendo por la Ruta A-210, Playa Las Machas.

Noticias relacionadas

Diario versión digital

Martes 24 de Abril

Edición impresa

Lee el diario
de hoy aquí
Página 1
Página 2
Página 3
Página 4
Página 5
Página 6
Página 7
Página 8
Página 9
Página 10
Página 11
Página 12
Página 13
Página 14
Página 15
Página 16
Página 17
Página 18
Página 19
Página 20
Página 21
Página 22
Página 23
Página 24
Página 25
Página 26
Página 27
Página 28
Página 29
Página 30
Página 31
Página 32