Colo Colo no destiñó y obtuvo la Súper Copa

Sin grandes apuros y mostrando dominio desde el principio del partido, Colo Colo derrotó a Santiago Wanderers y se quedó con la Súper Copa del fútbol chileno.

La mocha, que ponía cara a cara al ganador del torneo de Transición y al capo de Copa Chile, se disputó en el Estadio Nacional ante 30 mil personas, la que vieron al Popular levantar el trofeo por segundo año consecutivo.

A pesar de que se esperaba un partido apretado, a Colo Colo solo le bastó el primer tiempo para definir el partido.

A los 28 minutos de juego, Óscar Opazo cumplió con la “ley del ex” y vacunó a los porteños tras aprovechar una lujosa habilitación de Paredes. Con el marcador a favor, el trámite del partido se hizo más fácil para el Popular. Más aún, cuando Nicolás Cordoba planteó un esquema de contragolpe y aprovechar algún error de la defensa de Colo Colo.

CAMPEÓN

Al minuto 38, Brayan Véjar se animó a probar de media distancia y encontró el segundo tanto del Popular, que a esa altura ya se probaba la corona de campeón.

Cuando finalizaba el primer tiempo, Jaime Valdés aprovechó la pasividad de Santiago Wanderers y desde fuera del área marcó el tercero de la jornada.

A pesar de la ventaja, en el segundo tiempo, Colo Colo llevó el juego al área rival y tuvo las ocasiones más claras para aumentar el marcador.

La segunda parte del partido fue mero trámite y a pesar de la expulsión de Suazo, Santiago Wanderers no logró inquietar al Cacique, que suma su cuarto título en la era de Pablo Guede.

“Colo Colo tiene siempre que ganar la finales y así lo hicimos. A pesar de las adversidades que tuvimos las últimas semanas conquistamos un trofeo histórico para el club”, señaló Esteban Paredes una vez finalizado el partido.