*

Columna de Scarleth Cárdenas: El hambre también mata

Columna de Scarleth Cárdenas: El hambre también mata

¿Por qué suponemos a todos los extranjeros que llegan a Chile como delincuentes? ¿Conoce usted la fama de los chilenos por el mundo?

13/04/2018 - Autor: Scarleth Cárdenas / @ScarlethCardena

Recuerdo un matrimonio venezolano con su hijita de 3 años. Fue en 2017, viajaron 9 días en un bus desde Venezuela a Chile. No traían casi nada que comer. Lo poco que tenían, se lo dieron a su niñita. En tantos días de viaje, ella y la mamá enfermaron, se afiebraron y llegaron apenas a Santiago. Ella comenzó a hacer trabajos de aseo en casas y él se empleaba en lo que viniera.

Su hija -afortunadamente- pudo ingresar a una sala cuna de la Junji. Allí la cuidaban y alimentaban. Decían que los hijos de inmigrantes tenían preferencia, porque carecen de redes de apoyo. Pero apenas eso se supo, la definición cayó mal.

¿Cómo podían los extranjeros ser prioridad, antes que los chilenos, para el Estado de Chile? Y la Junji tuvo que “moderar” el discurso público.

Hace algunos días conversaba con otra inmigrante venezolana. Tiene 20 años y estudiaba contabilidad en su país. Trabajaba como asistente en una oficina y su sueldo era el equivalente al valor de un jeans al mes. No más. Sus padres son jubilados, pero la pensión de ambos -completa- no les alcanzaba ni para pagar 50 gramos de carne. La hija mayor decidió irse a España para dejar de pasar hambre, otra vino a Chile y logró encontrar un empleo.

Si envía diez mil pesos al mes a sus padres le ayuda a comprar 10 kilos de carne, que allá son casi imposibles de conseguir también. Hay que hacer filas de horas. La tercera hija siguió los pasos de su hermana y viajó en bus, los mismos 9 días desde Venezuela a Chile. Y se alimentó de pan con “Diablito”, una especie de jamón molido. Sólo tuvo dinero para comprar colación 2 veces en los 9 días.

“NO TENÍA PLATA PARA VOLVER”

Llegó a Chile por Arica “muerta de miedo” por las preguntas que le harían al ingreso. ¿Qué iba a decir? “Turista que va de paso a Argentina”, le aconsejó su hermana. Pero le darían visa por pocos días. ¿Y despúes, qué?. Helada, hizo la fila. ¿Y si la deportaban? No tenía plata para volver a Venezuela. ¿Y qué le esperaba allá? Vivir eternamente en la casa de sus papás y “turnarse” para comer, porque para todos no alcanza.

SSEÑORA-ESMERALDA-inmigrante-salta-edificio

Se plantó en la fila con la piel erizada. Y no hubo preguntas. Nadie la miró, sólo timbraron su pasaporte y ella respiró profundo: llegó a un país donde puede comer. Desde Arica viajó a Santiago -siempre en bus- hasta abrazar a su hermana. Eso fue hace pocas semanas. Hoy trabaja de garzona y ambas se autoimpusieron enviar -cada mes- la plata que permita comer a sus padres. Las dos hermanas apenas superan los 20 años y saben que no existe la posibilidad de volver. Sus sueños están aquí, en un país que las acusa de “robarles” el trabajo a los chilenos.

En las redes sociales he leído tantas barbaridades, para variar… Acusan a los haitianos de contagiar el VIH ¿¡Por favor!? Tenemos Línea 6 del Metro -de primer nivel mundial- pero moriremos de ignorantes. Y ¡Qué frágil es nuestra memoria! En plena dictadura cientos de miles de chilenos fueron acogidos por el resto del mundo, porque los militares los amenazaban de muerte. El hambre también mata. ¿Y se nos olvida tan fácil? Casi un millón de chilenos viven más allá de nuestras fronteras y un millón de extranjeros viven en Chile. ¡Qué falta de humanidad! ¿Por qué suponemos a todos los extranjeros delincuentes? ¿Cónoce usted la fama de los chilenos por el mundo? Reglas claras, filtros, transparencia, sí. Pero antes que todo: Empatía y humanidad… Cualidades invaluables, que nos hacen mejores personas y no vienen en los títulos de ninguna universidad.

Noticias relacionadas

Diario versión digital

Sábado 21 de Abril

Edición impresa

Lee el diario
de hoy aquí
Página 1
Página 2
Página 3
Página 4
Página 5
Página 6
Página 7
Página 8
Página 9
Página 10
Página 11
Página 12
Página 13
Página 14
Página 15
Página 16
Página 17
Página 18
Página 19
Página 20
Página 21
Página 22
Página 23
Página 24
Página 25
Página 26
Página 27
Página 28
Página 29
Página 30
Página 31
Página 32