perro

Gastó $300 mil en exámenes a su perro cojo: él sólo lo imitaba

Los veterinarios descubrieron que su mascota solo manifestaba empatía. Revisa los detalles de la particular historia.


Una insólita historia ocurrió esta semana en Inglaterra, donde un individuo llegó a gastar $300 mil en exámenes en el veterinario por su perro, que aparentemente padecía de una compleja enfermedad: no dejaba de cojear.

El dueño del peludo, de raza Lurcher, y tiene responde al nombre Bill, se enteró debido a los múltiples chequeos que el can no mostraba reacciones a un posible dolor, ni tampoco estaba en evidencia alguna lesión. Finalmente, descubrieron que el perro solo lo imitaba, dado que el hombre cojea producto de una pierna enyesada, según recogió Mail Online.

«Invertí 300 libras en veterinarios y radiografías y no le pasa nada malo. Es simplemente empatía. Lo quiero», publicó en sus redes sociales Russell Jones.

¿Es normal esta situación?

Según expertos, el comportamiento del perro no es algo extraño, ya que Bill emplea un sentimiento de empatía que llevan a algunos animales a copiar conductas que observan.

Algunas especies imitan lo que hacen sus dueños, pero en el caso de los perros, aumenta la capacidad de imitar a los individuos.

Seguir leyendo