Mala cosa: los chilenos le están perdiendo el miedo al bicho

17.08.2020 SANTIAGO CENTRO EN TRANSICION

Encuesta Cadem arrojó que solo el 56% de los chilenos asegura estar urgido de contagiarse del coronavirus, la cifra más baja desde marzo. Especialistas advierten lo negativo de esto y los posibles rebrotes.


La situación vivida ayer con la aglomeración en la reapertura del mall chino en Santiago Centro (página 2-3) sólo vino a confirmar los resultados de la última encuesta Cadem, y que señala que solo el 56% de los chilenos asegura estar preocupado de contagiarse con el mortal coronavirus, su nivel más bajo desde marzo.

“Después de 5 meses de confinamiento parcial o total es esperable que la gente se termine cansando o estresando, y por lo tanto a la primera señal de apertura salga y lamentablemente se comporte de manera irresponsable. La cuestión está en que las personas se comporten de manera responsable y consciente cuando salgan de sus casas: mascarilla, distancia física y lavado de manos”, explicó a La Cuarta el doctor Roberto Olivares, infectólogo del Hospital Clínico de la Universidad de Chile.

Del total de los encuestados, el 24% dice preocuparse “poco o nada” con la pandemia, lo que eventualmente generaría rebrotes del Covid, justo cuando las autoridades indican que los niveles de positivismo en los exámenes de PCR son bien bajos, bordeando el 5%.

“La vacuna para el Covid estará en al menos 1 año y medio o 2, por lo que es preocupante que la gente se sienta relajada. Hay que ser sinceros con la población, y es que el virus está circulando más que nunca en la calle. Esto es una falsa sensación, por lo que si se relajan las medidas es inevitable que surjan rebrotes”, indicó el doctor Rodrigo Cruz, director del Centro de Análisis e Investigación de Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Valparaíso.

A no bajar los brazos. El llamado es claro, y es que aunque las cifras entregadas por la autoridad sanitaria puedan reflejar que vamos bien encaminados, las medidas sanitarias deben seguir aplicándose.

“El confinamiento ha sido una situación mayor para protegernos, y eventualmente puede traer algunas alteraciones a nivel sicológico cuando son muy prolongados, pero ello no justifica disminuir las medidas de cuidado”, contó la psicóloga Karina Vargas, de los centros médicos RedSalud.

“El miedo es una respuesta emocional frente a una situación de peligro, lo que generó angustia, ansiedad y alteración del sueño. Las personas podrían actuar de esta forma por no tener casos cercanos de contagio, minimizando el riesgo y exponiéndose”, agregó la psicóloga.

Top de La Cuarta

Seguir leyendo