«Nos recordó el tsunami»: Dueño de un hostal detalla las fuertes marejadas en Iloca

Autor: La Cuarta

El balneario de la región del Maule, muy afectado por el terremoto y tsunami del 27F, es uno de los puntos en que se han registrado movimientos del oleaje en los últimos días. En charla con Mega, el dueño de un hostal compartió su testimonio.


Fuertes marejadas se han registrado en los últimos días en algunos puntos de la extensa costa chilena. El Servicio Meteorológico de la Armada alertó la formación de marejadas -calificadas de «anormales»-, entre Arica y el Golfo de Penas, al menos hasta el viernes entre el Golfo de Arauco y Coquimbo; y desde este último punto hasta Arica, el sábado 12.

Por ello, en las redes sociales se han compartido registros del estallar de las olas en la costa. Uno de estos fue captado en Iloca, el balneario ubicado en la comuna de Licantén, en la región del Maule, que en su momento hizo noticia por los estragos que provocó allí el terremoto y tsunami del 27-F.

En esta ciudad se grabó un video en que se ve la potencia del mar. El registro captado por Manuel Tobar, dueño del Hostal Colonial, muestra el romper de las olas hasta la zona del comercio, y llegan a la entrada de su establecimiento.

«Ayer a las 10 de la mañana marcó un peak en torno a la altura y la fuerza que tomó la marejada, la altura que ha dado la ola y considerando el espigón que se forma con ese muro, la ola tiene que haber venido sobre los 5 metros para ingresar acá», comentó el locatario en charla con Mega. Agregó que, afortunadamente, no hay víctimas ni daños.

La imagen impacta, y lleva al recuerdo del feroz tsunami que afectó a la región. A Tobar se lo preguntaron, y no dudó en confirmarlo. «Por lo sorpresivo y lo drástico del actuar de la marea, sí nos recordó el tsunami, aunque se fenómeno fue 10 veces más fuerte. Quizá hoy día el mar está volviendo al lugar donde estuvo y por eso, nos representa a nosotros un peligro», comentó.

Consultado por las medidas que tomará para hacer frente a los días de marejadas que aún restan, el empresario señaló: «Ante el evento que podría ser más dramático, es bien poco lo que podríamos hacer más que tomar nuestras cosas y tratar de salvarnos donde haya altura».

Pero aún así, no esconde que la cercanía con la mar, a veces genera temor. Y con ello la idea de relocalizar su Hostal. «Es una realidad que muchos pensamos y los que vivimos acá en torno a la costa, pero hay raíces familiares y es difícil dejarlas, costaría mucho».

#Tags


Seguir leyendo