El VAR no impidió que hubiera justicia divina

26 de Enero del 2020/CHIGUAYANTE pesar en Universidad de Chile al perder 2-1 contra Huachipato , durante el partido v‡lido por la primera fecha del campeonato AFP Plan Vital 2020, entre Universidad de Chile y Huachipato disputado en el Estadio CAP de la ciudad de Talcahuano. FOTO:SEBASTIAN BROGCA/AGENCIAUNO

Huachipato ganó con un gol agónico, cuando ni con la “asistencia” se cobró una clara mano de Jimmy Martínez en el área azul. Lo que sí se sanciónó fue un penal para la ‘U’, pero un punto era demasiado premio para los laicos.


Tal como lo decía Carlos Pinto en Mea Culpa, “nada hacía presagiar lo que ocurriría ayer en Talcahuano”.

Es que el VAR fue más protagonista que los equipos y cuando la justicia escaseaba, un joven Joffre Escobar se encargó de poner las cosas en orden.

Lo mejor se vivió en el segundo tiempo, donde Ignacio Tapia abrió la cuenta para los locales, tras un buen centro de Juan Córdova (48’).

Y aquí intervino el video que asiste a los árbitros, pues Fernando de Paul reclamaba una posición de adelanto inexistente y las imágenes se encargaron de aclarar que Luis del Pino Mago habilitaba al autor del gol.

Y fue la misma asistencia la que después le sapeó al árbitro Cristián Garay, que Cristián Cuevas se llevó la pelota con la mano en su área y fue penal para la visita.

Fue entonces cuando Joaquín Larrivey (74’) lo cambió por gol y todos pensaron que se iban con todo en búsqueda del triunfo.

Pero la polémica se instaló cuando ningún juez vio una clara mano de Jimmy Martínez en la zona de riesgo laica y mientras todos reclamaban, el recién ingresado Joffre Escobar aprovechó una serie de errores de la zaga bullanguera y dejó los puntos en el sur. “¡Justicia divina!”, exclamó don Julio Martínez en el cielo.

Top de La Cuarta

Seguir leyendo