Gissella Gallardo reveló motivos tras drástica decisión que involucró a Mauricio Pinilla: expuso profunda reflexión

Gissella Gallardo aclaró que la decisión de eliminarlo no se debe a su quiebre amoroso con Pinilla.
Gissella Gallardo aclaró que la decisión de eliminarlo no se debe a su quiebre amoroso con Pinilla.

Comunicadora realizó una aclaración sobre el asunto luego de que surgieran algunas especulaciones.

Durante años, Gissella Gallardo presumió orgullosa un tatuaje que se realizó en honor a Pinilla, su ahora ex esposo.

Por lo mismo, como la relación pasó a mejor vida el año pasado, hace un par de meses tomó la drástica decisión de borrarse el “Mauricio” que se había escrito en la zona del abdomen.

Y ahora, la periodista se sinceró al respecto y contó detalles de esa situación.

“Esto me lo hice el año pasado. La primera sesión es súper dolorosa, aguantable. No más que hacerse un tatuaje, pero es dolorosa”, relató la comunicadora en diálogo con FM2.

Además, reconoció que no fue nada fácil hacer humo el dibujo, el cual mantuvo durante casi 10 años, principalmente porque se lo habían hecho con tinta negra.

“Cuando son de colores es más complicado… por suerte a mí fueron solamente tres sesiones”, indicó la ex participante de El Discípulo del Chef, quien reconoció que a pesar de su idea de reemplazarlo por otro diseño, finalmente tomó la decisión de eliminarlo por completo.

Las reflexiones de Gissella Gallardo

Luego, también se refirió al aspecto emocional del tatuaje.

“Uno lo hace esperando tenerlo para toda la vida, pero en algún momento te cansa. No te gusta. Yo el mío pensé en hacerme algo encima para taparlo, pero después dije no. Porque igual yo lo tengo en la zona de la guatita, en la cadera y me gusta, en el verano ando siempre con cosas cortas y como que no se me veía bien”, complementó.

Además, aclaró que la decisión de eliminarlo no se debe a su quiebre amoroso con Pinilla, como se especuló, y que tiene más que ver con un tema estético. “Ese es el nombre de mi hijo también, entonces no tiene nada que ver”, recalcó.

Por último, aseguró que a pesar de todo, “creo que no se borran las historias borrándose un tatuaje, sino que era un tema que ya no me gustaba y nada, feliz con el trabajo”.

COMPARTIR NOTA