Brasileña dejó su país para dar clases de salsa en Chile

Autor: Pavel Burton

Ana Luisa Soares es periodista, pero nunca ha ejercido. Su pasión siempre fue la danza y en 2010 creó una academia, formando una compañía de salsa para mujeres.


Ana Luisa Soares tiene 30 años y hace ocho que llegó a Chile. Periodista de profesión, esta brasileña patiperra nunca ejerció lo que estudió. Y es que su pasión desde niña fue la danza. Al principio, lo veía como un pasatiempo, pero las oportunidades llegaron solas.

“Luego de hacer un magíster acá, decidí quedarme. Me fue bien, pero no en periodismo, sino en la danza. En 2012 me ofrecieron ser socia de una academia y ahora tengo la mía”, señaló.

A pesar de no poseer un cartón de bailarina, experiencia tiene de sobra. Ha viajado por el mundo haciendo cursos y hoy la tienen haciendo shows por todo el país.

“Es algo súper gratificante, porque estás trabajando con tu cuerpo. El estar haciendo ejercicios constantemente me llena de energía. Pero lo que más rescato es el enseñar a otros. Eso me encanta”, indicó.

Actualmente, con su academia ubicada en calle Condell 1050, cerca de metro Santa Isabel, Ana hace clases de salsa, ritmos brasileños, twerk y pole dance.

“Mis alumnas quieren cambiar sus hábitos, buscan una actividad para desestresarse, pero además se superan cada día. Lo principal que exijo es el compromiso, la puntualidad y el interés que tengan de la clase”, afirmó.

En cuanto a los precios, cuatro clases al mes cuestan $17 mil, mientras que por 12 son $35 mil. Tal ha sido la acogida, que Ana formó una compañía de salsa sólo para mujeres llamada Femme.

“El objetivo es que todas puedan ingresar a la compañía profesional donde competimos dentro de Chile y el extranjero”.

Top de La Cuarta

Seguir leyendo