El León rugió en América

La U consiguió su primera copa a nivel continental al vencer a Liga de Quito en el estadio Nacional.


La Universidad de Chile rugió más fuerte que nunca y se sintió en toda América.
Invicto, con sólo dos goles en contra y mostrando un juego impecable alabado por todos, la U se coronó campeón de la Copa Sudamericana al vencer en la final a Liga Deportiva Universitaria de Quito. 
Quien otro que el goleador del torneo, Eduardo Vargas, podía poner la tranquilidad recién comenzado el partido. 
A los 3′, cuando todavía humeaban los fuegos artificiales en el Nacional, Vargas aprovechó un rebote en el área y le pegó fuerte abajo. Gol y todo el pueblo azul sentía en su corazón que era el tanto de la copa para la U.
Como en toda la copa, los azules dirigidos por Jorge Sampaoli pasaron por encima de su rival, ahogando los espacios y desconectando todos los circuitos posible.
Liga de Quito fue un fantasma en el campo de juego, con sólo un par de ocasiones de gol que ni siquiera pusieron nervioso al portero Herrera.
En el segundo tiempo el trámite del partido fue el mismo. La U atacó y atacó y Liga intentó tibiamente. Pero con la expulsión de Guagua a los 67′ no hubo más que esperar el fin de los 90.
A los 79′ Lorenzetti aprovechó un rebote del portero Domínguez y la mandó adentro.
Eso no era todo. Eduardo Vargas, el ídolo azul, entró al área a los 87′ con balón dominado y por arriba del portero marcó el 3-0 para que los hinchas azules fundieran sus voces en un solo grito: ¡La U es campeona de América!

Seguir leyendo