Cuarentona tiene un trío de varones y ahora quiere quedarse con uno… ¿Con cuál?

Estoy tan contenta porque como nunca tengo ahora tres pretendientes. A mis 40 años estuve los últimos cinco sin ningún hombre que me hiciera cariño y me dejara loca en la cama.


Doctor Cariño:

Estoy tan contenta porque como nunca tengo ahora tres pretendientes. A mis 40 años estuve los últimos cinco sin ningún hombre que me hiciera cariño y me dejara loca en la cama. Para serle franca, no tengo hijos, me importa bien poco y sólo quiero disfrutar de la vida. Y acá estoy con el trío de varones.

Uno gordo, otro flaco y un colorín. Cada uno tiene algo que me atrae, pero creo que llegó el momento por decidirme por solo una persona. Y ahí estoy. El gordo es un amor de respetuoso, el flaco es una máquina sexual y el colorín tiene harta plata y me da todo lo que necesito. Y acá estoy, pensando en quién debería ser mi futuro hombre en la vida. Dígame lo que usted quiera, porque estoy clara que su parecer es el que importa. Su experiencia lo avala, mi doc.

Julia

Mi cuarentona:

A los 40 pasa eso de que uno quiere hacerlas todas. En su caso se cree la dueña de la pelota y enumera a uno de sus tres amantes como si fueran un juguete y más encima se me digna a preguntar cuál es el hombre que debería escoger para seguir en el futuro.

Usted no requiere de un señor que tenga solo una característica. Necesita un varón que sea completo, que la haga sentir mujer, querida y que con él no buscará otros dos para hacer un completo. Creo que está débil de corazón y eso la llevó por este camino de la inestabilidad.

Corte a los tres de sopetón, encuéntrese con usted misma y vea si uno de los galanes la llena de verdad. De lo contrario, ya disfrutó harto en la cama y debe velar por su estabilidad del corazón. Ya tiene cuarenta y lo ideal es que viejita esté acompañada por un caballero de bien. ¿No cree?

Top de La Cuarta

Seguir leyendo