El Festival de Viña está peludo, duro como un “Coco’’ y podría sonar como “Bombo’’

VIA DEL MAR - CHILE - FESTIVAL DE LA CANCION - COCO LEGRAND - HUMORISTA - ACTUANDO - SHOW - ACTUACION - HUMOR

En un complejo escenario, Canal 13 y TVN esperan que la cosa mejore para hacer el evento de la canción centrado en el humor. Ya negociaron con Coco Legrand y Bombo Fica.


Cuando terminó la última noche del Festival de Viña 2020, Canal 13, TVN y la Municipalidad de Viña no lo podían creer. Claro, fue el certamen más brígido de la historia, con una crisis social en el cuerpo y con la esposa del zorro en las calles aledañas a la Quinta. Incluso, el Hotel O’Higgins quedó destruido a causa de las protestas, ¿se acuerda?

Pero igual la hicieron: dejaron a los artistas expresar su molestia ante lo que pasaba en el país, Martín Cárcamo junto a María Luisa Godoy se consagraron al lograr domar a un monstruo molesto, enardecido y con un diente así de grande, y pudieron terminar las seis noches con buena sintonía. Hasta ahí, todo bonito.

Pero la primera semana de marzo ya había que empezar a trabajar en el reclutamiento para la parrilla de artistas del 2021 (es así, termina el Festival y al toque, casi al día siguiente, se empieza a laburar en ello), y tanto el ex canal del angelito, como la muni de Viña y la red pública, se encontraron con un panorama color tinto.

“Érase una vez un bicho que llegó a Chile’’, ¿le suena? Bueno, a raíz de esto, lo único que salía de la oficina de Mauricio Correa por el 13, junto a José Edwards, de TVN, era un terrible olor a gladiolo. El evento internacional empezaba a tambalear, pues nacieron términos como “confinamiento’’, “distancia social’’, “agendas de artistas cerradas a nivel mundial’’ y puros, puros, problemas. Todo quedó parado.

Sin embargo, estas últimas semanas les empezó a volver el alma al cuerpo a todos los organizadores de Viña, pues las cifras del coronavirus pareciera que empiezan a abandonar su baile con la fea y, lo que todo esperan, es que salga el sol luego.

Y eso es lo que piensan Edwards y Correa, quienes ya le dieron un respiro a la Tía Coty. Y el oxígeno va con la posibilidad de hacer el evento viñamarino sí o sí. No obstante, hay que ver cómo serán los protocolos.

Pero lo mejor viene acá: como fue un año como el loly, la tónica es apostar por el buen humor para tratar de pasar las penas que nos ha brindado hasta ahora el degenerado bicho Covid-19. Y para eso, llamaron a Bombo Fica.

El hombre del traje blanco ya ha estado cuatro veces en la Quinta y dijo que sí altiro. Tiene ganas de hacer una rutina con o sin mascarilla y sacarse los balazos del 2018, cuando lo criticaron por meter a Mariela Montero en su show, la que finalmente opacó la presentación. Es bueno, seco y le da para una rutina de hartas horas. Ahí va el primero del humor.

Pero el segundo, es un personaje que el 2010 dijo que no estaba pero ni al lado de presentarse una vez más en el escenario de Viña del Mar. Claro, es Coco Legrand, quien negoció con los ejecutivos del 13 y el 7, y les manifestó que aceptaría un bonus track, tomando en consideración que tiene muchas cosas que decir a nivel social. Es que está la pelota dando bote por estos tiempos y su relato es imperdible.

Así, está claro que, hasta ahora, no se podrá cantar a todo pulmón, pero sí reír. Las únicas conversaciones a la fecha de parte de los organizadores de Viña 2021 son con estos dos chistólogos. Y van fijo. Acuérdese.

Y si hay “Quinta’’, debe ser con protocolos

Hasta por debajo de la alfombra está la información de que la vacuna -si es que resultan los tubos de ensayo a nivel mundial- llegará el próximo año a Chile. Y por eso, si se realiza el Festival de Viña 2021, vendrá de la mano de una serie de estrategias sanitarias.

La Cuarta se enteró que tanto el 13 como TVN ya elaboraron protocolos de ingreso a la Quinta Vergara, y también sobre la cifra que deberá tener el recinto respecto del público. Imagínese, que si se cumple la distancia social, las 15 lucas de “monstruo’’ se deberían reducir a un “monstruito’’ de 4.500 personas. Cosas como esas, y el trabajo en el escenario con los artistas, más la transmisión, es lo que ven ahora los organizadores del evento de la canción más importante de América. Y que ojo, esperemos que se haga, pues está reguleque la cosa.

Top de La Cuarta

Seguir leyendo