Alertan que unos 40 niños se irían a la calle: El inminente desalojo de una toma que alarma a TECHO Chile

El campamento Mauricio Fredes de Quilicura sería escenario de un nuevo desalojo. (Foto: TECHO)
El campamento Mauricio Fredes de Quilicura sería escenario de un nuevo desalojo. (Foto: TECHO)

Decenas de familias sería n desalojadas de un campamento en Quilicura en cuestión de días.

Dentro de unos días se concretaría el desalojo de alrededor de veinte familias que habitan el Campamento Mauricio Fredes, en la comuna de Quilicura. Dirigentes y la fundación TECHO Chile advirtieron que cerca de 40 niños, además de adultos mayores, quedarán en la calle.

Se trata de un fallo de la Corte Suprema que instruyó desocupar el terreno en los primeros días de junio, pese a las gestiones de los vecinos por acceder a una solución habitacional o, a lo menos, un lugar donde llegar tras ser desalojados.

Hubiera sido bueno contar al menos con un albergue para las familias que aún no tenemos donde ir los primeros días del desalojo”, manifestó la dirigenta de la toma, Marisol Cancino.

El campamento ha recibido el apoyo de la fundación TECHO Chile. Para su subdirector social, Pablo Undurraga, “no se puede cuestionar la legalidad que puedan tener este u otros desalojos, pero debemos hacernos cargo de las responsabilidades colectivas que traen consigo”.

“No podemos permitir como sociedad que familias completas queden sin techo en el otoño más frío que se ha visto en muchos años, sin soluciones transitorias como son subsidios de arriendo accesibles o barrios transitorios”, advirtió.

Campamento Mauricio Fredes de Quilicura. (Foto: TECHO)
Campamento Mauricio Fredes de Quilicura. (Foto: TECHO)

Advierten que quedarán en la calle

Según los antecedentes que entregó TECHO, más de la mitad de quienes vivían en la toma ya se han retirado pacíficamente, pero quedan alrededor de 20 familias que no tienen donde caer, pese a tener disposición a entregar el terreno.

Con las lluvias no se puede desarmar. Queríamos saber si nos pueden dar un poco más de tiempo para buscar donde ir y para trasladarnos, porque no hemos podido desarmar las viviendas bajo la lluvia”, pidió Marisol Cancino.

“Es de suma importancia no dejar a esas personas en la calle sin alguna solución alternativa, de lo contrario se produciría un ciclo interminable de precariedad habitacional, terminando las familias como allegadas o en carpas en la calle ubicándose en veredas junto a niños y niñas”, agregó por su parte Undurraga.

La fundación destacó que en los últimos cuatro años, los vecinos lograron armar una sede comunitaria, espacios para la recreación de niños y la definición de pasajes para ordenar las casas. Asimismo, el año pasado comenzaron a conformar un comité de vivienda para postular a subsidios, pero el fallo juidicial les interrumpió los trámites.

Aseguraron que han sostenido más de diez reuniones con funcionarios del Serviu y la Municipalidad de Quilicura, pero las soluciones ofrecidas, como apyo económico para arriendo, tendrían condiciones que no todos pudieron cumplir.

Campamento Mauricio Fredes de Quilicura. (Foto: TECHO)
Campamento Mauricio Fredes de Quilicura. (Foto: TECHO)

COMPARTIR NOTA