Ojo con los niños: 23% declara haber sufrido ciberacoso

Autor: La Cuarta

El primer Barómetro del Bienestar Digital en Chile, estableció un “exceso de confianza” de parte de menores en el uso de las tecnologías. 1 de cada 3 mantiene su perfil abierto en redes sociales y un 78% cree que Internet es un lugar seguro.


La pandemia marcó un explosivo auge en el uso de Internet, especialmente en niños quienes han debido utilizar estas herramientas para sus clases virtuales y también, para entretenerse en los largos periodos de cuarentena.

Sin embargo, el primer estudio bautizado como Barómetro del Bienestar Digital en Chile, realizado por Movistar Chile y la Fundación Nativo Digital, estableció que existe una peligrosa “confianza” de parte de los menores al uso de las redes sociales y la mayoría cree que no existe ningún peligro al utilizarlas.

Esto se refleja en que un 78% de los encuestados, entre 8 y 18 años, dice que Internet es un “lugar seguro”, mientras que un 74% confía que sus datos se encuentran seguros en la web.

Además, un 34% de las personas entre 8 y 18 años, mantiene perfiles y cuentas públicas en sus redes sociales, afirmación que aumenta a un 42% entre jóvenes entre 15 y 18 años.

En cuanto a quienes han sufrido ciberacoso, un 23% de los niños entre 8 y 18 años, declara haber pasado por esto, mientras que a un 28% llegó la victimización en jóvenes entre los 15 y 18 años. Por último, un 18% de los hombres que juegan en línea, declaran haber sufrido violencia virtual.

Control parental

En relación a los resultados del sondeo, Miguel Sanhueza, director UTEM virtual, explica que el control parental es una buena manera de vigilar y evitar peligros en el uso de redes sociales de parte de menores.

“Los papás tienen que estar atentos de lo que los niños están observando, tienen que tener acceso a las claves y en lo posible buscar un software alternativo que le permita manejar el bloqueo de ciertas direcciones”, indica.

En la misma agrega que “en la confianza está el peligro y en el caso de los niños, aún más. Muchas veces los niños habilitan juegos, invitan amigos y se meten a sitios que desconocen, por lo que la vulnerabilidad de ellos puede ser muy alta”.

Otra medida muy importante a considerar es la confianza. “Conversar entre padres e hijos es el primer factor predominante. Lo segundo es no permitir que un hijo pequeño esté encerrado en una habitación sin tener acceso a ella, porque eso invita a que se metan a páginas que puedan generar riesgos”, indica.

En relación al impacto de la pandemia en el aumento del uso de las redes sociales en niños, Sanhueza, indica que “ahora la cantidad de amigos nuevos ha crecido y son amigos que nunca han visto presencialmente. Es necesario ir controlando ese aspecto”.

Por último, en cuanto a la violencia virtual, recalca que “es peor que la presencial. Es una violencia sicológica, que a los niños los va a perseguir y muchos de ellos van a estar padeciendo por larga data. La mayoría de los niños usan seudónimos y eso invita a que se generen estos problemas de violencia por redes”.

Por su parte, Pablo Christiny, Director Ejecutivo de Fundación Nativo Digital, indica que “el principal desafío que se nos presenta en este periodo de transformación digital, tiene que ver con cómo nos hacemos cargo de la alfabetización digital de las personas, principalmente de niñas, niños y jóvenes, ya que las cifras evidencian que a pesar de que somos usuarios cada vez más conectados, tenemos conductas de riesgo cotidianas que pueden afectar nuestra seguridad y privacidad digital”.

#Tags


Top de La Cuarta

Seguir leyendo