¿Un misterio o un secreto? Las claves del caso Narumi que mantienen en vilo a Nicolás Zepeda

Nicolás Zepeda. /Foto: Agencia Uno.
Nicolás Zepeda. /Foto: Agencia Uno.

Joven chileno busca demostrar su inocencia, pero distintas pruebas y relatos lo mantienen como el principal sospechoso tras la desaparición y crimen de su expolola japonesa.

Días claves enfrenta Nicolás Zepeda (32), chileno que recurre a un juicio de apelación para demostrar una supuesta es inocencia tras el crimen de Narumi Kurosaki, su expolola japonesa.

Sin embargo, todo pareciera estar en su contra. Luego de haber sido condenado a 28 años de prisión, el otrora estudiante arriesga, incluso, aumentar la pena en caso de dar cualquier paso en falso.

Pese al riesgo, él jura que nada sabe sobre el paradero de quien fuera su enamorada (cuyo cuerpo jamás fue encontrado). Incluso ya dio luces de su nueva estrategia, marcada por un inesperado cambio de versión.

Jura inocencia

Desde este lunes, Zepeda enfrenta el segundo juicio por la investigación que se lleva en su contra por la desaparición y muerte de Narumi, quien hoy tendría 28 años.

Trasladado desde una cárcel francesa, Zepeda ingresó hasta el Tribunal de lo Penal de Vesoul para comenzar a escuchar los antecedentes que complican su futuro judicial.

Antes, reafirmó su postura: “Discuto con todas mis fuerzas los hechos que se me imputan. Son acusaciones horribles formuladas contra mí, que se suman a la desaparición de Narumi. Ha sido una auténtica pesadilla, llevo a Narumi en mis pensamientos. Pienso en el enorme dolor de su familia”.

“Yo no maté a Narumi (...) espero que este juicio nos acerque a lo que realmente pasó. La verdad. Esta verdad que necesitamos, tal vez para encontrarla de nuevo”, agregó.

Narumi y Nicolás.
Narumi y Nicolás.

La acusación contra Zepeda

La desaparición de Narumi Kurosaki quedó al descubierto tras la denuncia presentada por un funcionario de la Universidad de Besanzón, en Francia, donde también residía la estudiante que realizaba un curso de idiomas.

Este reporte se remonta al 13 de diciembre de 2016.

Con el correr de las horas, surgieron los primeros antecedentes. Según se pudo comprobar, la mujer de 21 años se había reunido la noche del 4 de diciembre con su expareja, Nicolás Zepeda, con quien habría ido a cenar.

Y más adelante, con la investigación ya avanzada, se daría a conocer que el quiebre sentimental repercutió en el chileno: se habría puesto “violento” y “obsesivo” con Narumi y su nueva pareja. De hecho, tal como confesó esta semana, volver a verla fue el verdadero motivo de su viaje a Europa.

Entre los relatos que condenan a Zepeda destacan el de jóvenes de la residencia universitaria donde vivía Kurozaki, quienes señalaron que la noche en la que se reunió la expareja se escucharon fuertes gritos.

A esto se suman viajes de “idas y venidas” que realizó el imputado por la ciudad de Besazón, además de la compra de cinco litros de un producto inflamable, fósforos y diferentes detergentes.

Por si fuera poco, al joven también se le acusa de hacer uso del celular de Narumi (que ya habría estado sin vida), enviando mensajes a su pareja y familia.

Nicolás Zepeda Contreras. /Foto: AgenciaUno.
Nicolás Zepeda Contreras. /Foto: AgenciaUno.

La estrategia de Nicolás

Los nuevos abogados del chileno, Renaud Portejoie y Sylvain Cormier, anunciaron que buscan dar “otra lectura del caso”, con una nueva estrategia y nuevos testigos.

La defensa de Zepeda además asegura que el nuevo juicio comprende un proceso completamente diferente, ya que según señaló Humberto Zepeda, padre del presunto asesino, “se hizo un juicio para demostrar la culpabilidad y no para encontrar a Narumi”.

Por su parte, la parte acusatoria cuestiona nuevas pruebas de la defensa. Algo que también ha apoyado el fiscal del caso, Etienne Manteaux, quien aseguró que “la defensa tiene derecho a realizar tales solicitudes. Recibimos citas de testigos con antelación, luego salen de la chistera estos tres nuevos nombres, entre ellos una persona que difundió en los medios chilenos decir que esta investigación se hizo en nuestra contra”.

Cabe destacar que esta etapa, de juicio de apelación, se estima que se extienda hasta el 22 de diciembre. Pocos días antes de navidad, al fin se sabrá qué pasará con Nicolás Zepeda.

Leer más:

- “Mentí. Lo lamento mucho”: Nicolás Zepeda cambia su versión y remece el caso Narumi

- “Bizarro” y “catastrófico”: detallan incómoda intervención del supuesto “testigo clave” en caso Narumi

COMPARTIR NOTA