“La última fiesta”: filtran fotografía de Dani Alves antes de acabar en prisión

Dani Alves como futbolista en Barcelona.

El brasileño, antes de declarar y ser detenido, condición en la que permanece en la actualidad, se reunió con sus amigos en un restaurante.

Como bien se sabe, desde hace dos meses y poco, más precisamente desde el 20 de enero, que Dani Alves permanece en prisión preventiva, tras la acusación que pesa sobre su figura por una presunta violación ocurrida en la discoteca Sutton de Barcelona la noche del 30 de diciembre.

Los primeros tres días los pasó encerrado en Brians 1, para luego ser traspasado a su cárcel “gemela”, Brians 2, donde espera por el juicio que determinará su futuro.

De Alves se han sabido, desde entonces, algunas cosas: por ejemplo, que su ahora expareja Joana Sanz —que anunció el término de la relación hace unas semanas— lo visita cada tanto, que al inicio prefería mantenerse en silencio, sin mucha relación con el resto, pero que ahora inclusive es el que se encarga de organizar los partidos de fútbol al interior del recinto carcelario.

Y este domingo se consiguieron nuevos detalles. Aunque, en esta oportunidad, forman parte de lo que sucedió antes de que el lateral brasileño fuera detenido. En concreto, el programa Fiesta publicó la última foto de Dani Alves en libertad. Es decir, corresponde al jueves 19 de enero, a escasas horas de declarar.

Allí se puede ver al exjugador del Barcelona sentado en un restaurante asiático, acompañado por varios amigos. Una postal que, de una u otra manera, prueba que el futbolista no era consciente de lo que se le venía… “La última fiesta de Dani Alves antes de la detención”, titularon la exclusiva en el espacio de Telecinco.

“El programa ha conseguido la última foto del último día de su libertad. Esta foto que estamos viendo ahora mismo corresponde al jueves 19 de enero. El día 20, recordemos que él va a declarar y pasa directamente a ser detenido y entrar en prisión”, precisaron luego.

Y más tarde, la periodista Mónica Vergara aclaró que “él era completamente ajeno a lo que iba a suceder. No era una charla despedida, no era una charla de nada. Él estaba muy seguro de que al día siguiente iba a declarar, pero no tenía ni idea de lo que la presunta víctima declaró. Es una cena de amigos distendida”.

Mira aquí la imagen:

alves fiesta

COMPARTIR NOTA