Pobre Rico debutó reventando el rating de la tarde

Parodia del drama de guaguas cambiadas fue un hit en TVN.


Tocando el candente tema de guaguas cambiadas y en un hospital del sur de Chilito (similar al de Talca), la nueva telecebolla de TVN, Pobre Rico, partió con tremenda sintonía ayer con el entuerto de dos cabros chicos que se tienen que ir a vivir con sus familias biológicas.

El dramón que tiene a los Pérez (los pobres) y a los Cotapos (los ricos) en conflicto permanente, lo cacharon cuando sale a la luz una supuesta aventura de Virginia Donoso (Amparo Noguera) con uno de los mejores amigos de su marido Máximo Cotapos (Pancho Reyes) y entre tanto examen de ADN, finalmente se descubre el enredo.

Cuando el ricachón se da cuenta que su hijo no es su retoño, quiere puro encontrar a su heredero biológico. El hombrón se percata que éste trabaja en una de sus empresas como lolo sacrificado, algo muy diferente al niño que crió, Nicolás (Alonso Quintero), al que incluso lo echaron del colegio por ser más flojo que la mandíbula de arriba.

Freddy Pérez (Simón Pesutic) y su madre Eloísa (Carolina Arregui), no pueden creer el manso atado, pero como nada es fácil en esta vida, ambas familias terminan en tribunales, donde finalmente se dictamina que cada uno de los críos debe vivir un año con sus padres biológicos.

AQUÍ MANDO YO TAMBIÉN LA ROMPIÓ CON SU FINAL

Con un peak de 31 puntos y por cerca de media hora, Aquí mando yo, la teleserie que le salvó la tarde a TVN, terminó con el esperado final de ver felices para siempre a Sofía (Mane Swett) y Diego (Jorge Zabaleta), después de tantos dramas e indecisiones.

La historia que desde septiembre del 2011 tenía a gran cantidad de seguidores pegados a la pantalla chica, nuevamente deja a la señal tevita como el canal de las teleseries, donde sin duda el guapo de Zabaleta fue el motor para mantenerse por seis meses con una buena sintonía.

Seguir leyendo