mundo actoral

Pancho Melo barre con demandas de sus colegas contra TVN

Autor: Carolina Ruiz

“Yo no lo hice porque sentía que no había cabida”, afirma el actor, frente a las acciones de Ale Fosalba y Amparo Noguera.


Pancho Melo está gozando por todos lados. En televisión, Isla Paraíso, teleserie que protagoniza con Paola Volpato en Mega, es dueña de un éxito abismante, liderando el ranking semanal de toda la programación abierta.

Su rol de Óscar León, un patrón de fundo huraño y negado al amor, cuyas mañas le duran hasta que aparece una monja falsa de la cual se enamora perdidamente, lo tiene en la cima de su carrera actoral.

En medio de este estupendo momento, el actor de 53 años decidió regresar al teatro tras dos años, con Misántropo (en cartelera del Teatro Municipal de Las Condes), obra en la que su protagónico se parece bastante al de la vespertina: Un galán maduro, arisco como bestia, al que le cambia el mundo cuando se flecha con una mujer. “Como estoy todo el día pegándole al bombo de la rabia, tanto en la tele como en el teatro, en mi casa he estado más zen”, dice Pancho más relajado que nunca.

Sin embargo, lo que no se toma para nada liviano son las últimas noticias en relación a TVN, la que fue su casa televisiva por más de 20 años.

Sus ex compañeras de set Alejandra Fosalba y Amparo Noguera demandaron al canal por alrededor de 300 millones cada una, por cotizaciones, indemnizaciones y otros ítems que acusan impagos.

Frente a ello, Melo tiene una postura muy clara: “Con respecto a las demandas no estoy muy al tanto, no conozco el punto de vista de ellas ni sus razones. Mi opinión personal es que para mí no calza, yo no lo hice, no lo quise hacer. Bajo mi filosofía, en relación a los sueldos que uno ha ganado, está de alguna forma cubierto, especialmente cuando uno lleva muchos años”.

– ¿En tu caso, también quedaron cosas pendientes, podrías haber demandado al canal?

Yo no lo hice porque sentía que no había cabida y todos los seguros de cesantía y las imposiciones estaban pagadas. Tiene que ver con el vínculo que uno generó con el canal, tenía una característica, un valor especial, tenía horarios especiales, permisos especiales y, sobre eso, bajo mi punto de vista no amerita una demanda, porque sentía que de alguna forma eso sí ya estaba cubierto.

Top de La Cuarta

Seguir leyendo