Despedida de solteros: cambia todo cambia

Autor: La Cuarta

“Sábado en la noche, despedida de soltero y estábamos hablando de patriarcado con las anfitrionas… ¿ME ESTÁS?”


Doctor Cariño:

No sé si se acuerda cuando estuvo esta campaña para evitar los piropos en las obras en construcción. Se acuerda que en esa época ponían afiches que decían “en esta obra respetamos a las mujeres…”. Resulta que teníamos una despedida de soltero de un amigo de la U y llegaron tres minas con una especie de manager con pinta de cocainómano brígido, un guatón medio Maradona, y las minas eran terribles. Se pusieron a bailar y el típico amigo como más toquetón, se acercó muy coqueto y con la voz de terciopelo porque las quería tocar. Pero una se enchuchó mal. “No me puedes tocar y la hueá, y siéntate allá, me puedes mirar pero no me toques”, le dijo de una. Lo encontramos bien charcha y varios como que nos apestamos y nos fuimos al jardín a tomar y echar la talla un rato. Porque para qué andamos con hueás, doctor, qué paja la situación… Cuando volvimos, se nos cayó la cara. Para nuestra sorpresa figuraban sentadas en el living las tres minas en topless con un copete en la mano y con otros amigos hablando de esta campaña de los piropos, porque el patriarcado y la cacha de la espada. ¿ME ESTÁS…? Sábado en la noche, despedida de soltero y estábamos hablando de patriarcado… Por favor, doctor, si tiene por ahí un dato bueno, confiable y de amigo, para que no nos pase eso otra vez, se agradece. Hágalo, por último, se lo ruego, por el novio.

Dino

Querido Dino:

Primero agradecer su compañerismo. Me imagino que todo lo que hace es por el novio y eso simplemente es más que destacable. Pucha que cuesta encontrar amigos así. Ahora, por lo que me dice, usted ha sido claro: “¿ME ESTÁS…?”. Cuando uno hace mal su pega, lo sacan, lo vuelan. ¿O no, señor? Si pongo mal una inyección, en mi trabajo real lo menos que tengo es un sumario. Culpo al clon de Maradona que no se puso la 10 aquella noche. Pero sabe qué, hago un llamado a nuestros lectores a comentar en las redes sociales con sus mejores datos para festejar a los futuros novios. Comenten chiquilles, ¡no sean egoístas! Ah y para cerrar: el amigo que organizó esa despedida, ¡nunca más!

Me avisa como le va.

Tus consultas y dramas de tipo amoroso pueden aparecer en la Ventanita Sentimental si las mandas a doctorcarino@lacuarta.com

Seguir leyendo