Chilenos ya no salen ni a comprar el pan

Autor: Diego López

Según un estudio de GFK, un 64% de las personas prefiere pedir a domicilio antes que ir de compras por comida.


Salir a comer en familia o con amigos era históricamente uno de los panoramas preferidos de los chilenos. Sin embargo, la proliferación del smartphone y las aplicaciones de delivery promete terminar con la tradición.

Según un análisis realizado por la empresa GFK, en la canasta familiar del IPC, un 64% de las personas aseguró que prefiere pedir comida a domicilio antes de ir personalmente a un supermercado o restaurante.

Los números responden al alza del 2,3 por ciento registrada en el gasto mensual en escapaditas a hoteles y consumo de restaurantes registrado por el INE en los últimos cinco años. Así, pasamos de un promedio de gastos de $33. 846 a $73.096, y del cual el 19% corresponde al uso de delivery.

“Si pudiera titularlo, diría que el chileno cambió la forma de hacer sus panoramas. Hay un tema social en cómo la gente se relaciona con respecto al consumo de comida. En los ochenta uno le cocinaba a los amigos cuando los invitaba a la casa, después la moda fue salir a restaurantes, pero ahora el carrete es invitar a los cercanos y pedir la comida mientras se ve una película, una serie o se toman algo, y que también lo pueden pedir”, señaló el etnógrafo Rodrigo Flores.

Uno de los aspectos que motivó este cambio son las facilidades que las app de delivery entregan hoy, juntando a las empresas que siempre hicieron entregas a domicilio con aquellas que nunca pensaron en hacerlo, entregando una oferta más variada, pero por sobre todo rápida.

“La tendencia no sólo hace que sea un panorama de fin de semana, ya que la gente también decide pedir comida a los trabajos, porque se trata de algo rico y que llega rápido, así que lo normal sería que esta costumbre vaya en aumento en los años que vienen”, agregó Flores.

Esta moda dio paso también a la creación de emprendimientos con novedosas ofertas gastronómicas que se dedican en exclusivo al delivery, como la comida india que ofrece le restaurante virtual Masala.

“Es el reflejo de las nuevas tendencias en ciudades cosmopolitas, donde el delivery se hace un espacio y llena una alternativa para aquellas personas que no tienen tiempo ni intenciones de cocinar y tampoco salir a comer. Y seleccionamos el estilo Indio, porque es una comida milenaria que al mismo tiempo es ideal para aquellas personas que les gusta compartir”, concluyó Rodrigo Parada, el dueño del emprendimiento que se puede ubicar en el sitio web www.masala.cl.

Top de La Cuarta

Seguir leyendo