«¿Qué más necesitan para condenarlo?»: madre de Fernanda Maciel apunta a Felipe Rojas

Autor: D.R.

A dos años del hallazgo del cuerpo, Paola Correa asegura que la familia del imputado "no tiene vergüenza". En tanto, el abogado Pedro Díaz reveló una reciente solicitud de la defensa.


A dos años del hallazgo del cuerpo de Fernanda Maciel, la rabia y tristeza siguen presente en su círculo cercano.

Paola Correa, madre de la joven embarazada de 21 años, se expresa desde la angustia y la molestia: «No entiendo el por qué. Esta ‘persona’ está confesa. ¿Qué más necesitan para condenarlo?».

Los dichos de la mujer apuntan a lo ocurrido el 20 de diciembre pasado, cuando el único imputado por el crimen confesó su autoría luego de tres años de absoluto silencio.

La cruda revelación ocurrió en medio de la reconstitución de escena, cuando Felipe Rojas (27) retornó por primera vez a la bodega donde trabajaba, ubicada en calle Llaima con Puntiagudo, en la comuna de Conchalí. El mismo lugar donde cometió el macabro crimen, a escasos metros de su casa.

«Hizo el relato de lo hecho, por lo tanto hizo una confesión. Confesó los delitos de violación, luego el tipo la asesina y en definitiva la entierra viva. Es crudo», reconoció Pedro Díaz, abogado de la familia de Fernando Maciel, en aquella oportunidad.

Cabe recordar que al vecino y «amigo» de «Fer» se le adjudican los cargos de homicidio calificado, aborto y inhumación ilegal.

Foto: Bodega de Conchalí

«Seré su sombra»

En entrevista con La Cuarta, Paola Correa reconoce su tristeza. «Jamás se pasará», asegura.

«Tengo rabia porque se sigue pidiendo plazo y más plazo. Nosotros como familia junto a Petter (ex pareja de su hija) le entregamos todo (a Fiscalía), le hicimos prácticamente nosotros el trabajo», sostiene.

«Muchas veces he sentido que están más de parte de ese asesino que de nosotros, que somos las víctimas», añade.

Sobre Felipe Rojas, confiesa: «Yo siempre estoy pendiente de todo, todo lo que tiene que ver con esa persona… y como una vez dije: seré su sombra hasta que me muera».

En relación al futuro del imputado, indica que «la fiscalía se pasaría si lo dejara libre en unos años más. Alguna vez tienen que hacer bien su trabajo, es su obligación y deber proteger a las personas».

«Si lo dejan libre en unos años más y vuelve a hacer lo mismo, ellos serán los culpables de otra muerte», agrega.

En tono reflexivo, Paola manifiesta que «era mi hija y mi nieta. Esa persona no tenía ningún derecho a hacer lo que hizo». Acto seguido, concluye que «nunca aprenderé a vivir sin Fernanda».

Paola Correa
Paola Correa, madre de Fernanda Maciel

«Por todas las mujeres»

En cuanto a la familia del imputado, Paola Correa confirma que se fueron del barrio tras los golpes y patadas en contra de su domicilio. Situación ocurrida esa misma mañana de diciembre, cuando familiares y vecinos descargaron su rabia contenida.

«Recibí una demanda que me hizo la madre de él (Felipe Rojas) porque dice que yo apedreé su casa, cuando con suerte le pegué un par de patadas al portón. Estos personajes no tienen vergüenza. Demandarme por algo que jamás hice… es muy cara dura esa familia, no tienen vergüenza», alega.

Finalmente, Paola envía un mensaje a su hija: «Yo pelearé hasta el final esta guerra como se lo prometí, y la voy a ganar por ellas y por todas las mujeres».

Sigue la investigación

Pedro Díaz, abogado querellante, comenta a La Cuarta que la semana pasada «se aumentó el plazo de investigación por 60 días más, y una de las pocas cosas que queda por hacer es un examen psiquiátrico (al imputado)».

«Como falta ese examen y la defensa no quiso que se hiciera en un organismo que no fuera el Servicio Médico Legal, es complicado, porque el SML no tiene horas para este examen. Por esa razón se aumentó en 60 días y se está esperando que el imputado se lo haga. Hay otras diligencias que son menores, pero una de las más importantes es esa», aclara.

De igual forma, recalca que «la condena que nosotros vamos a buscar en el juicio es la perpetua calificada. Queremos 40 años de prisión efectiva».

Pese al largo tiempo de espera, Díaz mantiene «absoluta confianza en las pericias que nosotros hicimos y en las pericias que entregamos a la Fiscalía antes que confesara el imputado. Como nosotros habíamos acreditado este hecho antes, más allá de su confesión, ya está acreditado en la carpeta investigativa los delitos que este sujeto había cometido».

vidente-Fernanda Maciel
Foto: Fernanda Maciel

Seguir leyendo