Arturo Sanhueza recuperó su corona en el Vial

El volante firmó por el “Almirante” de la Segunda División Profesional como el gran refuerzo de la temporada. “Quiero pelear el título”, anuncia el multicampeón nacido en la cantera aurinegra.


El 11 de marzo, Héctor Arturo Sanhueza cumplirá 40 años y lo hará jugando. El volante no mira al retiro como opción, por eso firmó con Fernández Vial por dos temporadas.

La llegada al club que lo formó en 1996 fue multitudinaria en la Plaza de Concepción, hasta con hinchas rivales fotografiándose con él. Así regresó el rey.

“Se veía lejano volver porque tenía un contrato importante en Cobreloa, pero se conjugaron varias cosas para estar acá. El cariño por la institución, mi familia que estaba acá, los dirigentes que pusieron mucho de su parte, la gente que me pedía volver, todo este período ha sido un mar de emociones”, cuenta desde el Biobío.

Sanhueza estuvo hasta el 1999 en los ferroviarios, desde ahí comenzó un largo peregrinar de partidos y títulos por Wanderers, Colo Colo, Iquique, Temuco, entre otros, por eso se motiva con seguir sumando coronas con su club. “Estamos fuertes, somos un equipo más sólido, con una ilusión grande, la gente vio un cambio con la llegada de Erwin Durán, a eso hay que responder”.

El problema es que aún no se sabe en qué fecha y cómo se jugará el torneo de la Segunda División Profesional, algo que para Sanhueza es “poco serio,

no me parece lo que está pasando con la división, que hasta hoy no se sepa cómo se jugará, hemos manifestado nuestro malestar. La división debe mantenerse como los años anteriores”.

– ¿Cómo han sido los días en el Vial?

He recordado mucho de cuando estaba empezando, cuando me iba en micro al estadio, mi mamá, y mi polola que se convirtió en mi señora me esperan en el estadio, el Vial me tocó la fibra. Siento que tengo que devolver con mi experiencia el cariño de este equipo, quiero jugar pronto.

– Pero está el problema de la suspensión que acarrea y ahora le elevaron a cinco meses.

Estoy afectado por lo que pasó, ya se había tomado una resolución, en donde se anuncia que yo no tengo ninguna responsabilidad, sino que el doctor de Cobreloa. Me hice exámenes de orina, pelo, sangre, se comprobó que no tengo nada. Acaté los tres meses y en la segunda notificación me suben a cinco meses sin saber por qué.

– ¿Qué es lo que más te molesta?

Que se alteró mi vulnerabilidad, porque me enteré por la prensa y ya ha sido alterado dos veces por parte del tribunal. Cumplía castigo el 17 de febrero y ahora no puedo jugar hasta abril.

– El hincha está ansioso por verlo.

Sí, pero hay que esperar jugar. Piensa que he tenido que entrenar por mi cuenta, porque el castigo no te deja ni entrenar con el equipo. Es muy injusto.

– ¿Piensa en el retiro?

Ya soy entrenador de la Inaf, pero no me llama mucho la atención. Si me gustaría ser gerente deportivo, porque en Chile aún estamos en pañales, disfruto del fútbol y voy a seguir ligado a él.

Top de La Cuarta

Seguir leyendo