María Esther Zamora

«La presencia espiritual…»: María Esther Zamora adelanta especial homenaje a «Pepe» Fuentes en la Yein Fonda

Autor: LaCuarta.com

La legendaria folclorista recordará en su presentación al fallecido músico, su esposo y leyenda de la música chilena.


Sin dudas, la Yein Fonda se convirtió en uno de los panoramas más tradicionales durante Fiestas Patrias. Y a pesar de que por la pandemia nuevamente se realizará de forma online, este año, donde festejarán su aniversario número 25, igual nomás pretenden tirar la casa por la ventana.

Así lo relató a La Cuarta la propia María Esther Zamora, una de las artistas emblemáticas y que desde el primer día estuvo presente en el evento organizado e impulsado por Álvaro Henríquez, el cual este año se desarrollará este 16, 17 y 18 de septiembre.

«Como siempre la Yein Fonda se destaca por tener una parrilla de artistas nacionales de primera categoría. De lujo. Estamos cumpliendo 25 años. Las bodas de plata. Con las pilas cargadas como siempre. La Yein es inigualable por la trayectoria y el prestigio que tiene nuestro hogar. Porque nosotros somos una familia. 25 años es un tiempo bien largo, donde hemos pasado cosas tan hermosas», sostuvo de entrada.

Además, no perdió la oportunidad de hacerle «promo» a los artistas que estarán presente en la «Yein». «Imagínate la parrilla que tenemos para este año 2021: Los Jaivas, Illapu, Los Viking 5, Santa Feria, La Banda Conmoción, y por supuesto nuestros queridos Tomy. Su anfitrión, Los 3, que es algo increíble. Y quien les habla, María Esther Zamora», complementó.

Eso sí, para la legendaria folclorista este año será especial. Distinto a cualquiera. Esto, debido a que por primera vez deberá subirse al escenario sin «Pepe» Fuentes, su esposo y leyenda de la música chilena, quien falleció el diciembre del año pasado.

«Lo único único triste para mí que primer año que no estoy con mi compañero, con mi gran amor, con mi esposo, ‘Pepito’ Fuentes. Primera vez que no voy a poder estar al lado de él. Esa es la única penita, pero está la alegría de compartir con la música chilena y esperar septiembre, que lo ansiamos todo el año, nuestro mes glorioso que amamos tanto», reveló emocionada.

Homenaje a su «Pepito Fuentes»

De todas formas, la «Primera Dama» de la Yein Fonda, como le llama su amigo Álvaro Henriqúez, adelantó que el vocalista de «Los 3» le realizará un merecido homaneje a «Pepe» Fuentes, quien estuvo presente desde los inicios de la Yein Fonda. Y ella, en su presentación, también le rendirá honores.

«Vamos a tener durante todo mi espectáculo la presencial espiritual del ‘Pepito’, no les quepa la menor duda, porque él va a estar al lado mío en todo minuto. Porque casi todas las canciones van en forma casi indirecta dedicada a él. Porque no fue solamente mi esposo, fue mi maestro. Entonces todo lo que soy como artista se lo debo al ‘Pepito’ Fuentes. Así que imagínate ahí, sino el espíritu de él ya me habría retado (ríe). El ‘Pepito’ va a estar ahí acompañándonos con el homenaje que le va a brindar el Álvaro. Va a ser un programa emocionante», afirmó Zamora, quien estará acompañadas por sus músicos: Rubén Gaete, Víctor Hugo Campusano y Toscano Vidal entre otros.

Pero eso no es todo, pues su performance también contará con la presencia en las percusiones de Óscar Molina, su nieto. «Hace 2 años que estamos con él. Eso me ha llenado de felicidad; que me acompañe y siga la tradición de su abuelo, eso me ha llenado un poquito el vacío enorme de mi ‘Pepito’ Fuentes, que es lo que más echamos de menos», complementó.

Las ganas de que regrese el público

Bien es sabido que la pandemia le impidió durante el último año y medio al público estar presente en eventos masivos Y si bien en algunos ya se permitió el regreso de las personas con aforos reducidos y todas las medidas sanitarias correspondientes, la Yein Fonda tomó la decisión de hacerla online por segundo año consecutivo.

Sin embargo, María Esther espera que pronto ya puedan compartir y disfrutar de la presencia de sus fans. «Ojalá que más adelante pueda ser con público, que nos hace tanta falta. La calidez del público es inimaginable para nosotros los artistas, que echamos de menos esa cercanía, pero tenemos que hacerlo así y realmente la acogida es buena. Sirve para que las familias estén en sus hogares, y puedan ver un espectáculos de primer calidad», agregó.

Eso sí, insistió con que «todos los artistas necesitamos del contacto, de tener nuestro público encima. Pero como no se puede nos vamos a meter a los hogares de las familias. Degustando un vinito. Con el cariño de siempre, con nuestro público cautivo, que no se ha separado por 25 años de la Yein Fonda, y el público nuevo que conoce estos espectáculos que son inolvidables, porque tienen tan variada música. Tiene para todos los gustos. Afortunadamente, la juventud nos ha acogido al ‘Pepito’ y a mí con un cariño increíble, nos hemos sentido tan ligado con los jóvenes. Que eso es un tremendo logro para nosotros como artistas», complementó.

El «18», la cueca y las nuevas generaciones

Por último, María Esther Zamora se tomó un minuto para hablar sobre la llegada que tiene el folclore en las nuevas generaciones, quienes poco a poco fueron tomándole cariño a las cuecas y a la música chilena en general. Y en ese contexto, nuevamente tuvo palabras de agradecimiento para Álvaro Henríquez.

«Aquí hay una cosa que no se puede olvidar. Nosotros estamos eternamente agradecidos del Alvarito. Porque gracias a él la cueca ahora ocupa el sitial que nunca debió abandonar. El Álvaro reencontró a los jóvenes con la cueca. Porque antiguamente, hace muchos años, antes de que el Álvaro pusiera cuecas en su grupo rockero (Los 3), quién se lo iba a imaginar. Él puso cuecas a través del Tío Roberto Parra, se unió a él, empezó a mirarlo y empezó a aprender. Y se encantó con las cuecas, y de ahí seguimos nosotros, entonces eso encantó a los jóvenes. Y gracias a él la cueca está en un mejor sitial. Porque en este minuto hay más de mil grupos cuequeros jóvenes, estoy quedando… parece que soy la reliquia de las cuecas. Dentro de otros grupos por supuesto, pero como solista cuequera, soy la más viejita de la Yein Fonda, entonces es un tremendo honor que hizo el Álvaro a la cueca chilena», apuntó.

Además, también volvió a recordar a su querido «Pepe» Fuentes y un especial deseo que tenían desde hace años., el cual finalmente se terminó por cumplir.

«A mí me da tanto gusto, siempre decíamos  ‘misión cumplida’. Por fin los jóvenes entendieron lo que es nuestra cueca chilena. Ahora los niños aman la cueca. Hay cuecas en todos lados ahora. Jóvenes que están cantando cuecas. Entonces es una misión cumplida. Todos los viejos le debemos que la cueca haya llegado al sitial que está a Alvarito. Eso no lo puede negar nadie», dijo.

Incluso, reflexionó sobre la mirada que se tenía con el tradicional baile nacional. «Siempre decían que la cueca era para los viejos y para los curaos. Y no es así, la cueca está en los mejores sitiales. Todos los ritmos foráneos pasan de moda, pero la cueca no, siempre en una fiesta que se quiera alegrar, tiene que haber una cueca. La cueca te llena el alma. Uno puede estar muy triste… pero la gente ansía que llegue el primer domingo del mes, y se llena de energía. A mí me vitaliza el alma escuchando música linda».

«Para nosotros es muy grato, la cueca encantó a los jóvenes y ya no la sueltan. Me siento tan feliz. El ‘Pepe’ feliz, de ver a todos los jóvenes entusiasmado y cantándole sus cuecas, y las cuecas de mi padre -Segundo Zamora, autor de  “Adiós Santiago querido”, “El Marinero”, “Mándame a quitar quitar la vida”, “Cantémonos querido amigo” y “El cuerpo malo”, entre otras piezas musicales (…) Yo me siento feliz de todas las cantoras de Chile, la música chilena está en el sitial que nunca debió salir. Y eso es un tremendo logro. Eso te revitaliza el alma. Es como debe ser. Uno debe respetar a los autores, a los compositores de antaño que nadie les tiraba bolas. Eso es lo que de repente me conforma, me da ganas de seguir, porque veo el respeto, el cariño de todos los jóvenes con nosotros. Vivimos rodeados de juventud. Eso me da ánimo para seguir viviendo después de tanta pena», cerró María Esther.

Seguir leyendo