Javiera Acevedo

Javi Acevedo se convirtió en terapeuta del alma

Autor: Carolina Ruiz

Centro médico de Iquique contrató a la ex reina Guachaca como Gerente de Felicidad. El cargo, explica ella, consiste en escuchar y aconsejar a los pacientes.


Javiera Acevedo agarró una tijera y le cortó el pelo a Carolina Arregui. La dejó con una linda melena que la actriz jamás se hubiera atrevido a lucir, si no es por el arrebato de la rubia. El tijeretazo ocurrió en Bahamas, donde andaban de vacaciones hace poquito. La historia la contó la propia Arregui en un evento el miércoles, muy agradecida de la acción de su amiga que se ha transformado en su gurú capilar y espiritual.

Pero Javiera no sólo anda preocupada de renovar la facha y alma a sus íntimas. Hace un par de meses, la ex reina Guachaca está dedicada a curarle el corazoncito a un montón de gente desconocida.En junio un centro médico de Iquique la sumó a su equipo de profesionales como Gerente de Felicidad. El moderno cargo, explica la figura televisiva, “existe desde que a alguien se le ocurre nombrarte y tú eres realmente una ayuda para el otro”.

La también actriz viaja constantemente a la ciudad nortina para cumplir con este puesto, donde le saca trote a su capacidad de apapachar al prójimo.

¿Qué hace específicamente? Ella lo explica: “Trabajo en un sector médico donde la doctora Paula Rebolledo inventó el ‘método Rebolledo’. Ella tiene una clínica a la que llegan pacientes con diferentes carencias, como depresión, niños con problemas en el colegio, bullying, gente que no tiene muchas ganas de vivir.

Primero, ellos pasan por la doctora, los diagnostica, hay una psicóloga, un equipo de kinesiología, nutricionista y yo, que me dedico a escuchar y conversar con ellos. Doy consejos que a mí me gustaría que me diera una persona que yo quiero mucho.

¿Como una sesión psicológica, una terapia?

Me cuentan como se sienten, como van a avanzando, yo los aconsejo. Yo no soy psicóloga, lo hago desde la experiencia. No hay mejor psicóloga que quien ha tenido las de Quico y Caco en la vida y ha logrado avanzar y crecer en su vida.

¿Por qué crees que te eligieron?

Porque la gente me conoce y me tiene cariño. Donde voy soy un buen referente gracias a Dios. Tengo credibilidad. El cargo existe porque la gente confía en ti.

Hay que tener harta vocación para ponerle oreja a los problemas ajenos…

De chica sé solucionar problemas, siempre he sido mi propia jefa, mis amigas me dicen que soy la mejor consejera. Si una persona está conversando conmigo y tiene alguna dolencia, pena o algo, yo la dejo más feliz después de que me escucha.

¿Tienes un don o mucha paciencia?

Soy súper psicóloga para mis cosas y sé manejarme con diferentes personalidades y edades. Me gusta escuchar a la gente, me pongo en los zapatos de todo el mundo. Cuando fui reina Guachaca también me di cuenta que tengo vocación por la gente con vulnerabilidad. Es algo que me gusta mucho

Top de La Cuarta

Seguir leyendo